Seleccionar página

Todo el mundo lo comenta y el sentido común lo confirma: para poner precio a tu vivienda de alquiler vacacional en Tenerife, lo primero que tienes que hacer es mirar los precios de tu zona. Vale, de acuerdo, pero ¿es el único factor a tener en cuenta? ¿Qué otros aspectos influyen?

En este post vamos a repasar cuáles son las cuestiones clave para encontrar una tarifa adecuada en un mercado tan variable como el alquiler vacacional, que nunca es tarea fácil y menos en estos tiempos donde esta actividad parece estar de moda.

Se tiende a pensar que la ubicación lo es todo en cuestión de alquileres. Y sí, echar un vistazo al entorno y estudiar la competencia en tu zona es fundamental, pero hay otros aspectos y requisitos que los inquilinos buscan satisfacer.

Al final todo es cuestión de oferta y demanda, y siempre tendrás la opción de ‘prueba y error’ (esa nunca falla, aunque puede implicar una pérdida de tiempo a la que quizá no estás dispuesto o no tienes posibilidad). Lo único garantizado es que la ayuda de profesionales en la materia como Vituin puede ser de tu interés. ¿Comenzamos?

La ubicación, claro

Una de las primeras cosas que un propietario debe hacer es averiguar qué precio tiene alquilar viviendas en la misma zona de Tenerife, para hacerse una idea de la media. Un precio demasiado elevado respecto a tu zona supondrá uno de los primeros motivos de descarte. Puedes mirarlas todas si te apetece, pero sobre todo no te olvides de considerar las viviendas de características similares. El valor de su ubicación puede suponer un 40% del precio.

El tamaño importa

El número de habitaciones es otro factor clave. No hay que olvidar que la mayoría de plataformas de alquiler vacacional en Tenerife incluyen opciones de filtrado, y los metros cuadrados o el número de dormitorios y baños son de los criterios más habituales a la hora de buscar alojamiento por unos días. Los metros cuadrados de la vivienda puede suponer otro 30% sobre el total.

El estado seduce

Una vivienda nueva o reformada recientemente puede suponer un 5% o 10% de incremento sobre el precio final. De la misma manera si la casa no presenta el mejor estado, o simplemente las viviendas de tu entorno lucen más atractivas, tendrás que rebajarle un porcentaje similar, muy a nuestro pesar. En este último caso, eso sí, lo tienes tan fácil como ir decorando los espacios poco a poco y a bajo coste. Dar una manita de pintura de cuando en cuando tampoco está de más, pero ten cuidado con los olores a pintura y aprovecha para hacerlo en las temporadas de baja ocupación.

¿Interior o exterior?

Puestos a elegir, todos preferimos escoger una vivienda que tenga acceso a la calle, ¿no?. Esto en sí no debería ser motivo de incremento en el precio, pero sí lo sería en caso de tratarse de áticos, que pueden incrementar hasta otro 10% el precio final.

¿Una playa cerca?

En cuestión de playas no hay duda, las viviendas en primera línea de costa siempre van a tener un precio mayor en Tenerife. Cuánto, depende de las condiciones de cada lugar, la oferta y la demanda. A continuación en la lista se situarán las que sin estar a pie de playa, tengan vistas al mar. Cuanto más alejadas del costa, este factor dejará de ser determinante.

Servicios extras

Aquí entran varios elementos a tener en cuenta. Un ascensor, por ejemplo, no lo contaríamos aquí en principio, salvo que no existan edificios con ascensor en la zona. Sí seria un servicios extra la presencia de piscina -por ejemplo en el caso de áticos-, gimnasio o garaje.

Haz una buena presentación

Es un aspecto relativamente poco considerado, pero una buena presentación de la vivienda el día de la llegada de los inquilinos (una buena botella de vino lista para abrir y dos copas, por ejemplo) son detalles que aportan un toque de calidad y pueden justificar hasta un 5% en el precio final.

Información completa

Demuestra interés por el cliente a la hora de dar de alta la vivienda en las principales plataformas de alquiler vacacional: ellos agradecerán y tú lo notarás. Proporciona información completa, buenas imágenes y un perfil de anfitrión bien desarrollado. No dudes en ser original, incluso poniéndole un nombre sugerente a tu casa que defina la experiencia del inquilino.

Esperamos que este post te haya ayudado a pensar sobre algunos aspectos sobre los que no habías reparado. Desde luego, si tu idea es alquilar cuanto antes, siempre puedes poner un precio por debajo de la media para llamar la atención. Recuerda que en Vituin gestionamos tu vivienda de alquiler vacacional de forma completamente personalizada, así que si estás pensando en alquilar, estaremos encantados de asesorarte.

IMAGEN: NeONBRAND